Publicado el

Escultura «Gizona»

 

 

La escultura «Gizona» surge de la costumbre y afición del artista Iñigo Arístegui de formarse continuamente y seguir aprendiendo. Analizando los inicios del Euskera, lengua original del País Vasco, dio con el porqué y el significado que buscaban los pioneros en esta lengua al crear las palabras.

«Gizona», en castellano, Hombre, proviene de una palabra compuesta por «Giz»y «ona»; que quieren decir «hombre, ser humano” y «bueno” respectivamente. Por lo que se intuye que para considerarte hombre, debes ser buena persona.

Por tanto, esta escultura esta vacía de rencor pero llena de amor. Su material es ligero pero firme, el hierro dulce, es moldeable pero falto de oxígeno, por lo que si se tuerce o se moldea este no volverá a su ser, dejándole una marca. Esta figura es transparente y puedes ver a través de ella. No esconde nada pero por donde pasa deja su sombra.

 

 

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.